DIARIO DE UNA COLECCIÓN | PICNIC P/V 2020 · PARTE 1

Os quiero contar algunos consejitos que os pueden ayudar a la hora de montar una colección. He plasmado en este post el proceso de crear la colección PICNIC, el proyecto más personal de Olvido Madrid, para que veáis parte del proceso de creación de los bolsos y accesorios que desearás llevar este verano  

· Foto de Olvido Madrid ·

Tened en cuenta que todo esto se podría desarrollar muuucho más, pero lo básico lo he dividido en 4 bloques de los que hablo como sacar adelante, ya sea trabajando con profesionales o tu misma, una colección:

1. Diseñar una colección.
2. Prototipos y producción.
3. Rutina de trabajar en casa.
4. Marketing.

¿Tenemos los medios para sacar adelante una colección?


1. DISEÑAR

Para sacar una colección de complementos lo ideal es diseñarla con un año de antelación. Para una empresa pequeña trabajar a un año vista es duro, tienes que compaginarlo con el resto de tareas que desarrollas día a día y prever las tendencias, materiales y colores no siempre es fácil.

Para sacar la colección PICNIC había sacado un diseño similar en el 2019, los bolsos de raso. La colección 2020 serían esos diseños con un "toque" divertido: cuadros Vichy y volantes.

Llevo tiempo buscando una tela de Vichy especial, había viajado a ferias de tejidos, visitado a proveedores y tiendas de barrio, hasta que un día di con una tela de cuadros súper especial (calcula que tardé 2 años en encontrar esta tela): suave al tacto, 100% algodón, y con una gama de color preciosa. Me costó decidirme por los 4 colores, siempre divido entre los que se venderán mejor y los que a mi me gustan más, los reduje a 4 para adaptarme a los 4 modelos de bolsos que quería sacar: rectángulo, abanico, círculo y triángulo.

ES MUY IMPORTANTE:

· Diferenciarse: emplea tiempo en buscar ese material o diseño que te harán ser único y especial y confía en ti. Para la colección de Vichy añadí un volante "enorme" a los bolsos, pregunté a varias personas de mi círculo y a algunas no les convencía (les parecía poco comercial), aun así decidí seguir mi instinto y sacar la idea adelante ¡si no arriesgas nunca sabrás si funcionará!

· Viaja, observa, inspírate: como diseñadores debemos de estar al tanto de las tendencias del mercado. Además tenemos que crear las nuestras propias, si estamos encerrados en la tienda poco nos empaparemos de las mil y una cosas bonitas que te inspirarán. Otras culturas, cachivaches, técnicas artesanales... tocar, observar y analizar. Todos los años viajo a Londres y París para ver tendencias, además de mis viajes personales tanto por el extranjero (Asia, América latina, países con culturas y artesanías muy ricas...) como por distintas regiones de España, te abren la mente. También "viajo" a través de las rrss y conozco cuentas preciosas que te inspiran, nunca dejes de viajar ;)

· Trabajar con tiempo. Para sacar la colección 2020 llevo trabajando en ella desde 2018 produciendo y testando los bolsos de raso que salieron en 2019. Testé esta colección entre mis clientas, como vi que gustaba decidí que podría ser la base para crear nuevos diseños. Ahora estamos trabajando en el 2021, ir con tiempo te permite tener colecciones más estructuradas.

· Cumplir fechas. Una colección de verano o invierno tiene poco recorrido, cuando antes la presentes a tus clientes antes la venderás. La colección de Vichy debería de haber salido en Marzo, al final dadas las circunstancias vio la luz en Mayo. Si cumples con los tiempos marcados con la industria de la moda deberías de poner rebajas en Julio, nosotras hemos perdido 2 meses de venta.

· Controlar el precio de producción del producto. En mi caso la tela de Vichy era más cara que la media y el volante doble encarecía el producto, hicimos cálculos y estábamos en el límite del precio de producción, como había sido la única tela que me gustaba decidí apostar por ella ya que "sumaba" calidad, exclusividad y originalidad a los bolsos.

· Que los mínimos de material que tienes que comprar se adecúen al volúmen de producción que quieres hacer. Muchos proveedores, sobre todo fábricas, exigen mínimos que no podemos asumir aunque el precio sea bajo y nos quedarán excedentes de material que luego no usarás. Dado que las colecciones de P/V y de O/I de Olvido Madrid son ediciones limitadas muchas veces optamos por proveedores que no tienen mínimos.

· Hazte preguntas para ir más allá con tus diseños: ¿Hay algo igual en el mercado? ¿Qué tiene mi diseño que no tengan otros? ¿Qué necesidad cubro con mi producto/servicio? ¿Qué está haciendo mi competencia?



La selección previa de tejidos, en algunos no se han hecho producción.


2. PROTOTIPOS Y PRODUCCIÓN

Los prototipos son los diseños "hechos realidad" que se fabrican para corregir medidas, acabados, decidir tejidos, colores etc. Cuando trabajas con un taller esta parte es la más tediosa, por eso hay que comenzar a "hacer" la colección un año antes, porque quizás emplees varios meses cerrando el prototipo con el taller hasta que hagan lo que tu quieres (hablamos de bolsos & zapatos sobre todo).

La autoproducción es difícil también: falta de formación, maquinaria inadecuada, ausencia de tiempo para investigar...

Dada la situación de cuarentena pude aprovechar el parón para investigar cómo se hacían los bolsos de raso (la colección 2019 la había producido en un taller). Ya había "inventado" cómo hacer los primeros bolsos de cordón de seda, estos tenían una técnica diferente pero disponía de muuucho tiempo para aprender ;)

ES MUY IMPORTANTE:

· Si vas a trabajar con un taller: hazles saber tu volúmen de pedidos. Seguramente a menor volúmen mayor precio del producto, pero así ellos aceptarán si trabajan contigo o no antes de desarrollar un prototipo y hacerles perder el tiempo. En mi caso me ha compensado pagar más por una producción pequeña que exceder en producción el nº de productos que tenía pensado vender esa temporada.

· Contratiempos: las cosas no siempre salen bien a la primera. Si trabajas con tiempo podrás "absorver" los contratiempos. En mi caso trabajé los fines de semana para compensar la falta de manos a la hora de producir una colección.

· Ser realista y conocer nuestras limitaciones: la calidad va correlativa a su precio. No podemos vender productos mal terminados a precios elevados simplemente por el hecho de ser artesanales. Los clientes dejarán de comprarte a la larga y tu marca "sufrirá". Cuando decidí hacer la colección PICNIC en casa era porque sabía que podía igualar la calidad de un taller, para contrarrestar la falta de maquinaria cualificada sólo necesitaba trabajar con tiempo y paciencia para hacer productos "perfectos" a mano.

· Proveedores: trabajo con la mayoría de mis proveedores a distancia y cuentan con mínimos grandes (cuando hacemos pedidos de anillas, carros de cremallera, placas, cualquier cosa hay que hacerlo en volúmenes grandes, si aun no estas preparada para encargar 150 metros de cremallera en un solo color es mejor que compres en mercerías o tiendas "de barrio", que aunque te salga más caro por unidad, no invertirás a priori grandes cantidades de dinero en algo que no sabes si lo gastarás).

· Presupuestos: disponer de dinero es importante para lanzar una marca + colección, podrás delegar, consolidad ventas antes y crecer más rápido. Si no dispones de capital prepara un buen portfolio y busca inversores. En mi caso no conté con capital al iniciar Olvido Madrid y el proceso de crecimiento ha sido muy lento y ha requerido un esfuerzo constante y agotador. Sigo trabajando muchísimo, pero ahora puedo subcontratar alguna cosita a la que yo no llego (la campaña de PICNIC que os enseñaré en otro email por ejemplo), aunque sigo llevando la comunicación de la marca, los envíos, atiendo a las clientas y como veis en este post, hasta la producción si es necesario :)

· Hazte preguntas: ¿qué conocimientos tengo? ¿Qué personal necesito? ¿Puedo subcontratar talleres/servicios/comunicación? 









Parte del proceso de investigación del prototipo del bolso Olivia.


3. PROCESO DE TRABAJAR DESDE CASA

Ya había trabajado desde casa cuando comencé con la marca. Por un lado es muy cómodo, tienes todo a mano y solo tienes que ponerte a trabajar nada más levantarte. Lo malo de esta situación es que apenas podía salir para "despejarme" y cada ciertos días tenía algo de ansiedad... la incertidumbre y el estar en el mismo espacio todos los días son situaciones a las que no estamos acostumbrados.

Lo mejor que se puede hacer es marcar con fechas las líneas de la colección y sobre ellas clasificar el trabajo, dividiéndolo por: meses, semanas y por último días. De esta manera irás de más a menos, desglosando lo que tienes que hacer.

En mi caso tenía claro que la colección tenía que salir cuanto antes porque tenía todo el material comprado. Me ordené: hice primero un prototipo para ver si era capaz de producir la colección en casa. Luego hice la producción de ese modelo. Así fui probando qué bolsos podía hacer y cuales no. 

Trabajo con la mayoría de mis proveedores a distancia porque están en Valencia, Jaén, Valladolid... así que iba pidiendo material según iba necesitándolo (lo gordo necesario para la colección ya estaba comprado, pero en un momento dado me quedaba sin espuma, rigidizador, etc). 

Ten en cuenta que en la cuarentena, con todo cerrado y sin la posibilidad de vender como en una temporada normal, el dinero es el que hay y malgastarlo puede tener consecuencias a futuros (hay que seguir pagando el alquiler de un local, luz, agua, facturas de proveedores de compras previas, etc), así que decidí ir comprando a poquitos en vez de hacer acopio de grandes cantidades (trabajamos con fábricas y tienen mínimos grandes).

Tengo que reconocer que he podido trabajar desde casa porque no podía atender a clientas mientras todo estaba cerrado. En tiempos "normales" es muy diferente, somos una tienda y muchas clientas quieren ver el producto antes de comprarlo, por eso decidí abrir el local de Olvido Madrid en el centro, para trabajar y atenderlas sin preocupaciones :)

ES MUY IMPORTANTE:

· Mantener horarios y respetar los fines de semana. Yo no lo hice durante la cuarentena, pero sí que me "regalaba" momentos según me sintiese. Hay que tener en cuenta que ha sido una situación excepcional y temporal, lo que me daba impulso para trabajar de lunes a domingo era pensar que tenía que sacar adelante un proyecto si no quería "perder" la temporada.

· Tomar distancia. Cuando tu hogar se convierte en tu oficina de repente tu zona de descanso también es tu espacio de trabajo y psicologicamente necesitas "escapar" de ese escenario. Es ideal pasear y hacer cositas fuera de casa, para relajar la mente y que te apetezca estar en ella.

· Cuidarse. Cuando trabajas desde casa convertirte en un "empresario/a en pijama" es un error común y no ayuda nada. Aunque creas que "ganas tiempo" o que total, ya que estas en casa para que cambiarte... error. No te digo que haya que ponerse de punta en blanco, pero ponerte ropa de diario ayuda a sentirte persona :)

· Proveedores: trabajo con la mayoría de mis proveedores a distancia y cuentan con mínimos grandes (cuando hacemos pedidos de anillas, carros de cremallera, placas, cualquier cosa hay que hacerlo en volúmenes grandes, si aun no estas preparada para encargar 150 metros de cremallera en un solo color es mejor que compres en mercerías o tiendas normales, que aunque te salga más caro por unidad, no invertirás a priori grandes cantidades de dinero en algo que no sabes si lo utilizarás).

· Trabajar desde casa vs tener un local: Muchas marcas cuando empiezan ven el gasto fijo de un local como una losa, pero en realidad hay que verlo como una inversión porque te acerca a tu público. Yo comencé trabajando desde casa y con la tienda online, cuando vi la necesidad de la clienta de ver el producto (y mi propia necesidad de sentirme una trabajadora normal) decidí abrir el local en Madrid. Después de esta experiencia, y tras del recorrido de Olvido Madrid, no sería un inconveniente volver a trabajar desde casa y atender "a distancia" a mis clientas o incluso alquilar un trocito de tienda (afín a Olvido Madrid) donde pudiese/n atender a todas las que buscasen cita personalizada.

· Hazte preguntas: ¿mi negocio necesita de un local o puedo llevarlo desde casa? ¿si estoy en casa, cómo haré llegar mis productos a los consumidores? ¿Y si alguien quiere verlo/tocarlo antes de comprarlo?





4. EL MARKETING DE UNA COLECCIÓN

Cuando tienes un producto lo difícil es venderlo. Yo llevo con Olvido Madrid 8 años y ya tengo un mini hueco en el sector de los complementos que me "facilita" introducir diseños nuevos, pero ¿por qué nadie va a querer comprar tu producto? 

Empecemos por orden, el siguiente paso a de hacer un producto es fotografiarlo y subirlo a una plataforma donde puedas venderlo (si tienes una tienda física lo pondrás en tu escaparate pero durante el confinamiento todo había cerrado, la venta tendría que producirse online).

¿Cómo vas a fotografiar ese producto para la web? ¿Será la misma foto para la campaña? ¿Habrá modelo? ¿Maquillaje? ¿Estilismo? ¿Localización? Hay que entender las limitaciones de uno, y si no se puede hacer bien lo mejor es contratar los servicios de un fotógrafo (ojo! importante que tengas ideas de cómo quieres fotografiar ese producto o también tendrás que contratar la dirección creativa) 

En la tienda dispongo de un equipo de iluminación básico para hacer fotos para la web, así que me lo traje a casa e improvisé un pequeño estudio. Para hacer las fotos decidí seguir la línea que ya había creado para la web en el último año que he trabajado con un fotógrafo (fondo blanco para dar protagonismo al bolso y después detalles de cositas importantes sobre las telas con las que se habían hecho los bolsos).

ES MUY IMPORTANTE:

· Fotos de producto vs fotos de campaña: ¿vas a usar las mismas fotos para la web que para comunicar tu colección? Si no es así tendrás que buscar dos fuentes de inspiración, y tener en cuenta que para las fotos de la web necesitarás varias vistas y que se vea como queda el producto, por lo que a lo mejor puedes integrar las fotos de campaña "después" de la imagen principal de la e-shop.

· Que la colección y la campaña sean coherentes: producto e imagen tienen que respirar lo mismo, muchas veces el tejido del producto, gama de color, etc determinan qué tipo de campaña se tiene que hacer, el estilismo, localización... Cuando diseñaba la colección PICNIC tenía claro que estaría relacionada con el campo, merendolas, frutas y flores. Tengo carpetas de inspiración para cada colección que luego sirven de apoyo para crear el contenido.

· Si tu no puedes hacerlo contrata un profesional: muchas veces nuestra falta de tiempo / formación nos limita y dejamos de hacer cosas "importantes" porque nos vemos superados, en este caso busca un profesional que te asesores y confía su trabajo. Eso sí, aunque contrates a gente para realizar tus campañas es importante que tengas claro el mensaje que quieres transmitir y que se lo hagas saber a tu equipo, necesitarán directrices y te lo agradecerán.

· Hazte preguntas. ¿Dónde voy a utilizar esas fotos? ¿qué tipo de chica quiero que compre mi producto? ¿qué imágenes le gustaría ver a ella?







Pruebas de composición hechas con un iPhone que se usaron para comunicar la colección en redes.


Como os comentaba este post es un breve resúmen de qué cositas tener en cuenta a la hora de hacer una colección. He resumido mucho pero espero que os haya servido para pasar un ratito entretenido y entender un poco más como funciona una pequeña empresa y que veáis, que con mucho esfuerzo, trabajo y algo de organización podemos hacer cosas increíbles.



 Mi precioso rinconcito en el mundo, si quieres visitarnos no dudes en pedir cita en nuestra web :)


OLVIDO MADRID

C/Pelayo 55, bajo
28004 Madrid


Comments